CELEBRANDO LA VIDA

Saba Sinta nació el 30 de octubre de 2017, dos semanas después de lo previsto. Durante ese periodo de cambios tan intensos, dudas, miedos y alegrías, experimenté de nuevo el milagro de ser un canal de vida y recibir ese regalo dolorosa y extremadamente intenso que es tener un hijo- una de las mayores pruebas de amor que conozco. Durante un tiempo estuve transitando ese misterioso umbral de las puertas de la vida- el mismo que el de la muerte, y estuve en ese estado de percibir que todo es un milagro. Luego se me olvida fácilmente en el día a día, y esos milagros parecen siendo ‘normales’…

Durante ese tiempo caminé mucho -siguiendo los consejos medicos- y me dio por hacer crochet.

Saba tiene 3 hermanos y una familia internacional y muy original.

Ana Alcaide